Visita el Santuario de la #MariposaMonarca

Una de las principales atracciones del altiplano mexicano es la migración anual de la mariposa monarca, uno de los más grandes espectáculos de la naturaleza. Cada año, entre 60 millones y un billón de mariposas emprenden el viaje desde el este de Canadá y hasta los bosques del centro-occidente de México, en un viaje que recorre más de cuatro mil kilómetros.

Las mariposas monarca que llegan a territorio mexicano son una generación migratoria, llamada así porque nace en el mes de octubre, durante el otoño, y está destinada a emprender un viaje largo y exhaustivo. La migración de la mariposa monarca es una maravilla que la naturaleza ha creado a lo largo de años de evolución con el objetivo de preservar la especie y que ahora, puedes presenciar en los bosques de pino y oyamel, ubicados en los límites del Estado de México y Michoacán, en la famosa Reserva de la Biósfera Mariposa Monarca, un área de ¡56 mil hectáreas!

Esta Reserva está seccionada en varias áreas, algunas de ellas abiertas al público de noviembre a marzo.

Santuarios en Michoacán

El Rosario, es el área más grande, conocida y visitada en la reserva. El punto de observación de la mariposa monarca en el Rosario se encuentra a una altitud de 3 mil metros sobre el nivel mar, y se llega por medio de una empinada caminata por la ladera.

Actualmente a toda esta infraestructura de servicios creada se le conoce como “CENTRO ECOTURÍSTICO EL ROSARIO”. Durante la temporada de invierno (noviembre a marzo) el sitio tiene horario de 8 am a 7 pm, con un costo de admisión de $45 pesos para adultos y $35 para niños y estudiantes. Cada grupo de visitantes es acompañado de un Guía local que es parte de la comunidad ejidal de El Rosario, Municipio de Ocampo.

Sierra Chincua es otra de las áreas concurridas de la reserva; se encuentra sólo unos kilómetros al noreste de Angangueo, Michoacán. El sitio de hibernación a visitar se encuentra ascendiendo por llanos y la montaña, a partir de las instalaciones turísticas, aproximadamente a 2.5 kilómetros de distancia. La vegetación se compone de llanos y bosques de oyamel, a una altitud de 3,200 m.

Santuarios en el Estado de México

Situado las faldas del Nevado de Toluca, muy cerca de Valle de Bravo, se encuentra el santuario Piedra Herrada, en Temascaltepec, donde los visitantes tienen la oportunidad de presenciar un espectáculo natural único. La única manera de ingresar será a pie o a caballo, acompañado siempre por un guía local. Disfruta de una caminata de aproximadamente 25 minutos entre valles hasta el área de descanso de las mariposas.

Los amantes del ecoturismo tendrán una experiencia magistral al visitar el santuario Ejido El Capulín, ubicado en el municipio de Donato Guerra a 80 kilómetros al oeste de Toluca. Deberás recorrer cuatro kilómetros a pie desde el caserío El Capulín. La caminata será casi imperceptible gracias al sublime paisaje que observarás en los bosques de conífera y la recompensa será gratificante al ver a miles de mariposas revolotear a tu alrededor entre oyameles y pinos.

A pocos kilómetros del Pueblo Mágico el Oro se encuentra el santuario de La Mesa. Además de observar el espectáculo natural que ofrecen las mariposas, pasa un día en su parador turístico. Renta una cabaña, prueba la gastronomía local mientras olvidas el estrés en este pacífico lugar. Toma una bicicleta y explora las veredas del área o si lo prefieres realiza una cabalgata hasta el refugio de estos coloridos insectos.

Visita estos santuarios por la mañana, así podrás ver a las mariposas más activas gracias al calor del sol. Abrígate bien y usa zapatos cómodos y antiderrapantes. Por último recuerda que es muy importante que durante no toques a las mariposas, no tires basura y te salgas de los senderos establecidos, de esta forma estarás ayudando a la protección del santuario y por ende de la especie.

No pierdas la oportunidad de vivir esta experiencia única y visita un santuario de mariposas monarca.

Redacción PM

Author: Redacción PM

Share This Post On

Submit a Comment